Vos, en el OJO de la alimentación

¿Qué criterios pesan cuando elegís tus alimentos? ¿Tenés libertad en tus decisiones?

Hoy estamos muy reflexiv@s. Pensando la alimentación más allá de la dieta, al margen de calorías sí-calorías no; lo que es saludable de lo que no lo es.

Entonces, nos gustaría saber, qué predomina en la elección cotidiana sobre tu alimentación: ¿lo racional o lo emocional?

Como estamos reflexionando, proponemos algunas puntas.

En nuestra manera de alimentarnos confluyen varios factores:

  • Lo que produce el sector agroalimentario.
  • Lo que la industria alimentaria decide poner en el mercado.
  • Lo que la publicidad machaca para todas las edades, creando necesidades inexistentes.
  • El poder adquisitivo de cada persona.
  • Lo que sabemos que es bueno y lo que no lo es desde el punto de vista metabólico y nutricional.

Además, transitamos siempre contradicciones:

  • Abundancia en la oferta de alimentos, muchos de los cuales no hacen bien y no necesitamos, y la aparición de enfermedades: diabetes, obesidad, enfermedades cardiovasculares, y largo etcétera.
  • Frente a esa oferta y consignas de belleza, surgen la anorexia, bulimia, vigorexia, trastorno por atracón…
  • Mientras un@s comen de todo y mucho, otr@s restringen las ingestas; entre tanto, hay gente que pasa hambre.

Algunas posibles conclusiones:

  • El engranaje de producción, distribución y consumo de alimentos estimula que introduzcamos en el organismo, productos innecesarios y no saludables.
  • Podría decirse que nuestras elecciones no son totalmente libres: optamos entre lo que está disponible, según el precio, de acuerdo con nuestras creencias y valores, influid@s por el entorno, y muchas veces, según nuestros impulsos.

¿Alguno o varios de estos factores determinan tus elecciones alimenticias?

Dale, ¡queremos saber!

Generamos cambios junto a l@s pacientes

Contacte con nosotr@s